10 remedios caseros para el tratamiento de cicatrices

cicatrices

A menudo, las heridas de cierta consideración dejan huellas en tu piel comúnmente denominadas cicatrices. Si nos bien tratadas, pueden dejar unas marcas feas en tu cuerpo, especialmente delicadas si son en el rostro. Para que lleves a cabo una buena recuperación, he elaborado este post con 10 remedios caseros para el tratamiento de cicatrices.

Una cicatriz se forma como parte del proceso natural de curación tras una lesión. Cuando la dermis -la segunda capa de la piel- se daña, tu cuerpo forma fibras de colágeno para reparar el daño, y eso da lugar a una cicatriz.

En la mayoría de los casos, cuanto más rápido se cure una herida, menos colágeno se depositará y menos perceptible será la cicatriz. Las cicatrices se forman de forma diferente en las distintas partes del cuerpo y según la edad de la persona lesionada. Además, hay diferentes tipos de cicatrices.

Tipos de cicatrices

Hay diferentes tipos de cicatrices, cada una con características definidas.

Cicatrices atróficas

Las cicatrices atróficas se caracterizan por la pérdida de tejido. Aparecen deprimidas, dentadas o planas en la capa superior de la piel. A menudo, las cicatrices atróficas tienen una pigmentación cutánea más oscura que otras zonas de la piel. Algunos ejemplos de cicatrices atróficas son las cicatrices del acné y las de la varicela.

Cicatrices hipertróficas

Las cicatrices hipertróficas se caracterizan por un exceso de tejido que se forma sobre la piel al cicatrizar. A diferencia de la cicatriz queloide, no crece fuera de la zona lesionada. Las cicatrices hipertróficas suelen ser más oscuras que el resto de la piel de la zona.

Cicatrices queloides

Las cicatrices queloides son el resultado de una cicatrización agresiva y una sobreproducción de tejido. Se caracterizan por un aspecto elevado, grueso e hinchado. Suelen ser más oscuras que la piel circundante. A diferencia de una cicatriz hipertrófica, las cicatrices queloides pueden crecer más allá de la zona lesionada.

Cicatrices de contracción

Las cicatrices de contracción son el resultado de grandes áreas de piel perdidas o dañadas, normalmente por quemaduras. Se caracterizan por una piel tensa y brillante que puede restringir el movimiento.

10 consejos para el tratamiento de cicatrices

No se conoce ninguna forma de hacer desaparecer totalmente las cicatrices, pero muchas se aclaran por sí solas con el tiempo.

Dicho esto, los defensores de la curación natural creen que hay remedios que pueden acelerar el proceso de aclaración y hacer que una cicatriz sea menos perceptible. He aquí algunos de los mejores remedios caseros, basados en consejos dermatológicos, para mejorar el aspecto de las cicatrices:

1. Mantén limpia la cicatriz

Una vez puedas mojar la cicatriz, lava suavemente la zona con agua y jabón suave para mantener alejados los gérmenes y eliminar los restos.

2. Aloe vera

El aloe vera es un cicatrizante natural. Aplica el gel directamente sobre la cicatriz con movimientos circulares. Al cabo de media hora, retira el gel con agua fresca y fría.
Repite la operación dos veces al día.

3. Utiliza vaselina

Para ayudar a curar la piel lesionada, utiliza vaselina para mantener la herida húmeda. La vaselina evita que la herida se seque y forme una costra; las heridas con costras tardan más en curarse. Esto también ayudará a evitar que la cicatriz sea demasiado grande, profunda o que pique. Mientras la herida se limpie a diario, no es necesario utilizar pomadas antibacterianas.

4. Cubre la piel con un vendaje adhesivo

En el caso de raspaduras grandes, llagas, quemaduras o enrojecimiento persistente, puede ser útil utilizar láminas de hidrogel o gel de silicona. Cambia el vendaje a diario para mantener la herida limpia mientras se cura. Si tienes una piel sensible a los adhesivos, prueba con una gasa no adhesiva con cinta de papel. Si utilizas láminas de gel de silicona o hidrogel, sigue las instrucciones del envase para cambiarlas.

Si tu lesión requiere puntos de sutura, sigue los consejos de tu médico sobre cómo cuidar la herida y cuándo hay que quitar los puntos. Esto puede ayudar a minimizar la aparición de una cicatriz.

5. Aplica protección solar a la herida

Una vez esté curada la herida, la protección solar puede ayudar a reducir la decoloración roja o marrón y a que la cicatriz desaparezca más rápidamente. Utiliza siempre un protector solar de amplio espectro con un FPS de 30 o superior y vuelve a aplicarlo con frecuencia.

6. Vitamina E

Corta una cápsula de vitamina E sobre la cicatriz y exprime el aceite sobre ella (puede que necesites más de una cápsula para obtener suficiente líquido para una cobertura completa).
Durante unos 10 minutos, masajea el aceite sobre y alrededor de la cicatriz. Después de unos 20 minutos, retira el aceite con agua tibia. Repite este proceso un mínimo de 3 veces al día.

7. Aceite de coco

Calienta unas cucharadas de aceite de coco, lo suficiente para licuarlo. Masajea la cicatriz con el aceite durante unos 10 minutos. Deja que la piel absorba el aceite durante una hora como mínimo. Repite la operación de dos a cuatro veces al día.

8. Limón

Corta una rodaja de limón y frota suavemente sobre la cicatriz mientras exprimes el zumo sobre la herida, una vez ya cicatrizada. Relájate durante unos 10 minutos antes de aclarar la zona con agua fría. Hazlo todos los días aproximadamente a la misma hora.

9. Rosa mosqueta e incienso

Mezcla a partes iguales aceite esencial de rosa mosqueta y aceite esencial de incienso.
Masajea la mezcla de rosa mosqueta e incienso sobre la cicatriz. Espera 45 minutos antes de enjuagar suavemente la zona con agua tibia. Sigue este procedimiento tres veces al día.

10. Bicarbonato de sodio

Mezcla agua destilada -un poco cada vez- con dos cucharadas de bicarbonato de sodio hasta formar una pasta. Moja tu cicatriz con agua destilada y luego aplica la pasta sobre la cicatriz mojada. Mantén la pasta en su sitio con una compresa caliente durante 15 minutos.
Aclara la zona y repite la operación a diario.

Antes de probar cualquiera de los remedios anteriores, lava y seca bien la cicatriz y la zona que la rodea. Además, sólo utiliza estos remedios en las cicatrices, no en las heridas abiertas. Si alguno de estos remedios provoca alguna irritación, deja de usarlo inmediatamente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.